Recientemente, la estrella de “Madres Adolescentes” Chloe Mendoza publicó un video en el que informa sobre las supuestas agresiones hechas por su exnovio y padre de su hija, Max Schenzel.

Chloe denunció varios presuntos abusos de Max, incluidas las dos veces que su exnovio fue arrestado por violencia doméstica en diciembre del año pasado y febrero de este año.

El primer asalto sufrido por Chloe habría sido en su cabeza, cuando Max le habría arrojado un teléfono. El segundo estaría en una de sus manos, tratando de evitar que otro objeto arrojado por él golpeara su rostro.

“La primera vez que pedí una orden de restricción contra Max fue porque me golpeó”, dijo Chloe. “No fue arrestado, pero admitió su culpabilidad.”

Según ella, Schenzel también rompió su teléfono celular, la golpeó en el brazo y en la pierna; en el video, Chloe mostró una foto de lo que era la marca violácea del asalto. Aún tendría más fotos de otros episodios, pero dijo que Max la había inducido a borrarlas.

Chloe también denunció otras numerosas agresiones, incluida una bofetada en su cumpleaños y una patada contra Ava, la hija de la pareja.


“Fue así como obtuve una orden de restricción que incluía a Ava”, continuó. “Admitió haberle pateado la espalda.”

La gota de agua habría sido un episodio en el que Max, alterado por la ingestión de alcohol, habría girado el volante del coche conducido por Chloe, provocando que el vehículo invadiera la pista en sentido contrario. Afortunadamente, según Mendoza, no había otro automóvil en la carretera.

Después del evento, Chloe, entre lágrimas, supuestamente le dijo a Max que llamaría a su madre y regresaría a la casa de sus padres. Y, disgustado, el exnovio habría roto otro celular.

En su cuenta de Instagram, Max negó las acusaciones y dijo que nunca lastimaría a la persona que ama, pero que no publicaría ninguna de las acciones de Chloe, mensajes intercambiados durante la relación o videos “para no difamar a la madre de su hija”.

“Soy mejor que eso”, finalizó Max.

Para estar informado sobre el asunto, visite diariamente la revista “O Mundo Online” o síganos en Instagram, Facebook y Twitter.